Efectivamente nadie estudia para lograr ser un padre de excelencia, cada quien va desarrollando su paternidad como su sentido común se lo va indicando, sin embargo, de ésta manera los padres de familia pueden caer en errores que marquen negativamente el desarrollo de sus hijos, tal parece que hoy en día los padres de familia dieron el bandazo, pasaron de ser padres castrosos a papás confundidos, débiles y víctimas de su falta de conocimiento para educar correctamente sus hijos.

Esta conferencia brinda las herramientas necesarias para que los padres de familia aprendan el arte de los limites, los cuales pueden ser determinantes en el desarrollo sano de sus hijos y no solamente evitar que caigan en el abismo de las drogas, la delincuencia, el alcoholismo, el síndrome del “nini” (ni estudia ni trabaja) sino a demás lograr que sus hijos sean exitosos, hombres de bien, productivos y felices y que contribuyan al desarrollo de lograr tener una sociedad más sana y equitativa para todos.

Es una conferencia magistral que ayuda a los padres de familia a sensibilizarse y desarrollar el oficio de ser padres y madres de excelencia.